MINISTERIO DE ECONOMIA, INDUSTRIA Y COMERCIO COMISION NACIONAL DEL CONSUMIDOR AÑO Voto Nº

Please download to get full document.

View again

All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
 5
 
  MINISTERIO DE ECONOMIA, INDUSTRIA Y COMERCIO COMISION NACIONAL DEL CONSUMIDOR AÑO 2002 Voto Nº Comisión Nacional del Consumidor, San José a las diecisiete horas y cincuenta y cinco minutos del quince
Related documents
Share
Transcript
MINISTERIO DE ECONOMIA, INDUSTRIA Y COMERCIO COMISION NACIONAL DEL CONSUMIDOR AÑO 2002 Voto Nº Comisión Nacional del Consumidor, San José a las diecisiete horas y cincuenta y cinco minutos del quince de mayo del año dos mil dos. Denuncia interpuesta por la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE, cédula de identidad número , contra la empresa CARLOS FEDERSPIEL Y COMPAÑÍA SOCIEDAD ANONIMA (Librería Universal), cédula jurídica número , representada por su apoderado general judicial, JOSE LEONARDO CESPEDES RUIZ, cédula de identidad número , por supuesta infracción al artículo 31 incisos a) y g) de la Ley de Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor (LPCDEC), número 7472 del 20 de diciembre de COMISION NACIONAL DEL CONSUMIDOR Voto Nº Comisión Nacional del Consumidor, San José a las diecisiete horas y cincuenta y cinco minutos del quince de mayo del año dos mil dos. Denuncia interpuesta por la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE, cédula de identidad número , contra la empresa CARLOS FEDERSPIEL Y COMPAÑÍA SOCIEDAD ANONIMA (Librería Universal), cédula jurídica número , representada por su apoderado general judicial, JOSE LEONARDO CESPEDES RUIZ, cédula de identidad número , por supuesta infracción al artículo 31 incisos a) y g) de la Ley de Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor (LPCDEC), número 7472 del 20 de diciembre de RESULTANDO: PRIMERO: Que mediante escrito recibido el día 4 de enero de 1999, la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE, interpuso formal denuncia ante esta Comisión contra la empresa CARLOS FEDERSPIEL Y COMPAÑÍA SOCIEDAD ANONIMA (Librería Universal), por supuesta infracción a la Ley de Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor (LPCDEC), No.7472 del 20 de diciembre de Específicamente, por cuanto afirma que en fecha 23 de diciembre de 1998 retiró de ese establecimiento comercial dos apartados que había realizado y que correspondían a una bicicleta para su hijo de cinco años y un camión de juguete denominado micro machine, siendo que con respecto al primer artículo indicado, el mismo presentó defectos de fábrica (se le cayó una tuerca del asiento, se le zafaba la cadena continuamente, los frenos no funcionaban, la manivela estaba torcida y tuvo problemas con la llanta trasera). Con relación al camión de juguete descrito, la consumidora acusa que el mismo no traía todas las calcomanías que debía contener. En virtud de lo anterior, la denunciante procedió a efectuar el reclamo correspondiente en fecha 2 de enero de 1999 por esos dos artículos ante la empresa aquí accionada, la cual se negó a asumir responsabilidad sobre el particular (así constan en líbelo de denuncia a folios 1 y 2 y manifestaciones de esa consumidora durante la comparecencia oral y privada que se dirá a folios del 33 al 35). Ante tal circunstancia, la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE interpone la presente acción, a efecto de que en esta sede se obligue a esa denunciada, a que le cambie esos juguetes o le devuelvan el dinero pagado en su adquisición, junto con los correspondientes daños y perjuicios ocasionados (así, folio 1 en relación con el 41 del expediente de marras). Junto con su escrito de denuncia, la consumidora aporta a los presentes autos, copia fotostática debidamente confrontada con su original, de dos recibos de dinero de apartado de fechas 16 y 23 de octubre de 1998 (folio 4), y copia fotostática debidamente confrontada con su original, de dos boletas del departamento de seguridad de la Librería Universal, ambas de fecha 2 de enero de 1999 (folio 5). SEGUNDO: Que mediante auto de las quince horas del día veintidós de agosto del dos mil, dictado por la Unidad Técnica de Apoyo de esta Comisión, actuando como órgano director, --- y que corre a folios del 26 al se dio inicio al procedimiento ordinario administrativo por supuesta infracción por parte de la empresa denunciada, al artículo 31 incisos a) y g) de la LEY DE PROMOCION DE LA COMPETENCIA Y DEFENSA EFECTIVA DEL CONSUMIDOR, Número 7472, de fecha 20 de diciembre de TERCERO: Que a la comparecencia oral y privada prevista en el artículo 309 de la Ley General de la Administración Pública (No.6227 de 2 de mayo de 1978), y señalada para las catorce horas con treinta minutos del día veintiocho de setiembre del dos mil, asistieron las dos partes aquí en conflicto (folios del 32 al 43). CUARTO: Que se han realizado las diligencias útiles y necesarias para el dictado de la presente resolución. 2 CONSIDERANDO: PRIMERO: Hechos Probados: Como tales, y de importancia para la resolución del presente asunto, se tienen los siguientes: a) Que la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE compró en la empresa CARLOS FEDERSPIEL Y COMPAÑÍA SOCIEDAD ANONIMA (Librería Universal), una bicicleta para su hijo de cinco años de edad, así como también, un camión de juguete denominado micro machine (folios del 1 al 4, 33, del 36 al 38 y 41). b) Que la consumidora en fecha posterior a tal adquisición, se apersonó al establecimiento aquí denunciado a efecto de reclamar sobre el mal estado de la citada bicicleta, así como también, respecto a la supuesta falta de calcomanías en el camión de juguete denominado micro machine (folios del 1 al 3, 5, del 33 al 37 y 41). SEGUNDO: Hechos no probados: De importancia y para la resolución del presente asunto se tienen los siguientes: a) El costo exacto de los dos artículos objeto de la presente acción. b) La fecha exacta en que los dos artículos citados fueron cancelados y en consecuencia retirados por la consumidora del establecimiento accionado. c) El detalle exacto de los desperfectos presentados por la bicicleta objeto de la presente acción. d) Que los desperfectos presentados por la citada bicicleta tuvieren su origen en defectos de fábrica. e) Que el camión de juguete denominado micro machine, no contuviere todas las calcomanías indicadas en su empaque original o no se ajustare a lo ofrecido. TERCERO: Sobre el fondo: Para esta Comisión, los hechos denunciados por la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE, se enmarcan en principio, dentro de los alcances previstos en los incisos a) y g) del numeral 31 de la Ley de Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor (LPCDEC), número En lo que a nuestros efectos interesa, en tales disposiciones normativas se establece --por su orden como obligaciones de los comerciantes en sus relaciones con los consumidores las siguientes: Inciso a) Respetar las condiciones de la contratación. Inciso g) Garantizar todo bien o servicio que se ofrezca al consumidor, de conformidad con el artículo 40 de esta Ley. Por su parte, en este último ordinal se señala que: Todo bien que se venda o servicio que se preste debe estar implícitamente garantizado en cuanto al cumplimiento de estándares de calidad y los requerimientos técnicos que, por razones de salud, medio ambiente y seguridad, establezcan las leyes, los reglamentos y las normas respectivas, dictadas por la Administración Pública. Cuando se trate de bienes muebles duraderos, tales como equipos, aparatos, maquinaria, vehículos y herramientas o de servicios de reparación, montaje o reconstrucción de tales bienes, además de la garantía implícita de calidad mencionada en el párrafo anterior, la garantía debe indicar por lo menos, el alcance, la duración, las condiciones, las personas físicas o jurídicas que las extienden y son responsables por ellas y los procedimientos para hacerlas efectivas. Estos extremos de la garantía deben explicitarse claramente, anotarse en la etiqueta o en algún lugar visible de los bienes o emitirse en documento separado o en la factura que debe entregarse al consumidor en el momento de venderle el bien o de prestarle el servicio. Los consumidores tienen hasta treinta días, contados a partir de la entrega del bien o de la prestación del servicio, para hacer valer la garantía ante la Comisión para Promover la Competencia. Si se trata de daños ocultos del bien que no se hayan advertido expresamente, el plazo comienza a correr a partir del momento en que se conocieron esos daños. Si el contrato entre las partes establece plazos mayores, estos prevalecen.. Por su parte, ya propiamente dentro del cuadro fáctico denunciado por la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE y que es objeto de investigación en la presente sede, tenemos que, la misma basa su acción en el hecho de que en fecha 23 de diciembre de 1998 retiró del establecimiento accionado, dos apartados que había realizado y que correspondían a una bicicleta para su hijo menor de cinco años y un camión de 3 juguete denominado micro machine, siendo que con respecto al primer artículo indicado, el mismo presentó defectos de fábrica (se le cayó una tuerca del asiento, se le zafaba la cadena continuamente, los frenos no funcionaban, la manivela estaba torcida y tuvo problemas con la llanta trasera). Con relación al camión de juguete descrito, la consumidora acusa que el mismo no traía todas las calcomanías que debía contener. Agrega esa denunciante que no obstante haber efectuado el reclamo correspondiente de tal situación ante la compañía accionada, la misma se niega a asumir cualquier tipo de responsabilidad sobre el particular (así, líbelo de denuncia a folios 1 y 2 y manifestaciones de esa consumidora durante la comparecencia oral y privada a folios del 33 al 35). No obstante las anteriores alegaciones formuladas por la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE, este Organo señala que en la especie, dicha reclamante no aportó dentro del presente proceso ----ni antes ni el propio día de la comparecencia oral y privada ---- prueba fehaciente alguna que acredite su argumento principal, en el sentido de que la empresa accionada le hubiere vendido la referida bicicleta con defectos de fábrica y que el camión de juguete denominado micro machine, no contuviere todas las calcomanías indicadas en su empaque original o no se ajustare a lo ofrecido. Respecto a tales circunstancias, no existe en el proceso administrativo de referencia, ningún elemento de prueba que venga a sostener el simple dicho de esa consumidora. Lo único que se logra demostrar en el súb exámine, es la compra que de tales artículos realiza dicha accionante en ese local comercial (folios del 1 al 4, 33, del 36 al 38 y 41), así como también, el hecho de que con posterioridad a esa adquisición, se apersonó a la empresa denunciada a efecto de reclamar sobre el mal estado de la citada bicicleta y la supuesta falta de calcomanías en el camión de juguete denominado micro machine (folios del 1 al 3, 5, del 33 al 37 y 41). Así, respecto al primer hecho tenido por demostrado en la especie tenemos que, no obstante no contarse en autos con factura o recibo de compra en donde se determine con toda claridad el costo exacto de los dos artículos objeto de la presente acción, la fecha precisa en que los mismos fueron cancelados y en consecuencia, retirados por la consumidora del establecimiento accionado ---pues lo único aportado en ese sentido por la accionante son dos recibos de dinero de apartado, de fechas 16 y 23 de octubre de 1998, en los cuales no se especifica todo lo anterior (visibles a folio 4)--, lo cierto es que en el caso de marras, tal relación contractual ha sido tácitamente reconocida por la empresa CARLOS FEDERSPIEL Y COMPAÑÍA SOCIEDAD ANONIMA (Librería Universal), cuando en la comparecencia oral y privada celebrada al efecto, el apoderado general judicial de la misma, señor, José Leonardo Céspedes Ruiz, manifestó que: (...) lo que pude indagar con funcionarios de la empresa es que efectivamente el jefe de la tienda revisó el artículo la bicicleta y encontró que no se trataba de daños propios de la bicicleta, el desperfecto que (sic) tuviera la bicicleta era un mal uso que se le había dado (...) en este caso no se pudo acceder a la petición de la señora, no se le podía cambiar porque no era un defecto de la bicicleta, sino era un mal uso que se le había dado a la bicicleta (...) en cuanto al camión la explicación que se me da es que los camiones vienen con los estikers y la misma caja (sic) es que vienen los camiones indican que no traen todos los estikers que aparecen pintados en la caja (...) (folio 36). Por otra parte, y como consecuencia del reconocimiento tácito de la relación negocial anterior, se desprende el segundo hecho tenido por demostrado en el súb exámine, y según el cual, la citada consumidora, en fecha posterior a la adquisición de comentario, se apersonó al establecimiento denunciado a efecto de reclamar sobre el mal estado de la citada bicicleta, así como también, respecto a la supuesta falta de calcomanías en el camión de juguete denominado micro machine. Sobre el particular, en la comparecencia oral y privada de ley, la accionante señaló que: (...) resulta de que la bicicleta, eso fue el 23 de diciembre, (sic) lo deje (sic) guardado donde una vecina hasta el 25 de diciembre, ese día se (sic) lo di a mi hijo y mi hijo en esa semana empezó a usar los juguetes, pero el juguete que más le gusto fue la bicicleta y resulta de que se zafó varias piezas de la (sic) bicicletas y yo como pude empecé a socarle y todo eso, pues el siguió manejando pero siempre se le volvían a caer todas sus partes, la mayoría de sus partes, por lo que decidí entonces dejarla 4 guardada y tuve que esperarme yo, fui el veintisiete de diciembre para que me (sic) lo cambiaran pero ya habían cerrado, y me dijeron que regresaban hasta enero del año siguiente (...) entonces en enero el primer día hábil del año nuevo, pues yo me apersoné (...) (folios 33 y 34). En relación con lo anterior, la consumidora aportó a los presentes autos, copia fotostática debidamente confrontada con su original, de dos boletas del departamento de seguridad del establecimiento accionado, ambas de fecha 2 de enero de 1999 (visibles a folio 5), y en donde se infiere el anterior reclamo llevado a cabo por esa denunciante. Lo anterior reiteramos constituyen los dos únicos hechos tenidos por demostrados en el caso de marras, sin que a la fecha se hayan aportado mayores elementos de juicio que permitan establecer responsabilidad alguna de parte de la empresa aquí accionada. No se demuestra en consecuencia como hecho fundamental en el súb exámine que, los desperfectos presentados por la citada bicicleta tuvieran su origen en defectos de fábrica o que le fueren imputables a la compañía denunciada. Es más, ni siquiera se cuenta en autos con prueba idónea que nos permita establecer el detalle exacto de los alegados desperfectos presentados por supracitada bicicleta objeto de la presente acción. Por otra parte, y propiamente respecto al camión de juguete denominado micro machine, no se cuenta en la especie con prueba que nos permita tener por demostrado que el mismo no contenía todas las calcomanías indicadas en su empaque original o no se ajustare a lo ofrecido. Sobre tales extremos de la acción cabe indicar que, ---en aras de solventar dicha insuficiencia de material probatorio-- a la consumidora se le previno en autos, que aportara peritaje respecto al estado de la bicicleta de comentario, así como también, que presentara la caja o empaque en que venía el camión de juguete adquirido por ella (así, ver folios 39, 40 y 42). No obstante lo prevenido, la denunciante no aportó lo solicitado por la Unidad Técnica de Apoyo de esta Comisión, dejando así el proceso en el estado antes descrito. En este orden de ideas cabe mencionar que, en lo atinente propiamente a la diligencia de la parte a aportar prueba al proceso, en el auto de apertura del procedimiento ordinario administrativo, en el cual se señala día y hora para la comparecencia oral y privada, se indica además que: (...) se les previene a las partes que en la audiencia deberán aportar toda la prueba pertinente, sin perjuicio de que lo puedan hacer por escrito antes de esa fecha. Durante la comparecencia, las partes podrán ofrecer, solicitar la admisión, y tramitar toda la prueba que el órgano director de procedimiento califique como pertinente, pedir testimonio a la Administración, preguntar o repreguntar a testigos y peritos suyos o de la contraparte; aclarar, ampliar o reformar su petición o defensa inicial, proponer alternativas y sus pruebas y formular conclusiones de hecho y de derecho en cuanto a la prueba y resultados de la comparecencia (...) ; lo anterior de conformidad con el artículo 312 inciso 2 de la Ley General de la Administración Pública, así como también, con fundamento en el artículo 293 y 317 del mismo cuerpo normativo. Para lo que interesa, el citado artículo 317 establece que: (...) 1. La parte tendrá el derecho y la carga en la comparecencia de: a) ofrecer su prueba, b) Obtener su admisión y trámite cuando sea pertinente y relevante, c) Pedir confesión a la contraparte o testimonio a la Administración, preguntar y repreguntar a testigos y peritos, suyos o de la contraparte, d) Aclarar, ampliar o reformar su petición o defensa inicial, e) Proponer alternativas y sus pruebas y f) Formular conclusiones de hecho y de derecho en cuanto a la prueba y resultados de la comparecencia. 2. Lo anterior deberá hacerse verbalmente y bajo la sanción de caducidad del derecho para hacerlo si se omite en la comparecencia.(...). En este orden de ideas tenemos que, en el presente asunto no se cuenta con elementos probatorios idóneos tendientes a demostrar fehacientemente el supuesto incumplimiento contractual y de garantía reclamado por la consumidora. En consecuencia con todo lo anterior y siendo que como se manifestó, para efectos de estimación de la denuncia se requiere de prueba idónea que confirme el dicho de la denunciante respecto a tales imputaciones; situación ésta que en el presente caso no se ha dado, es por lo que la presente denuncia debe declararse sin lugar en todos sus extremos, ordenándose en consecuencia el archivo del expediente en el momento procesal oportuno. 5 POR TANTO: Se declara sin lugar en todos sus extremos la denuncia interpuesta por la señora ALICE PINNOCK MC KENZIE contra la empresa CARLOS FEDERSPIEL Y COMPAÑÍA SOCIEDAD ANONIMA (Librería Universal). Contra esta resolución cabe el recurso de reconsideración o reposición, el cual deberá plantearse ante el órgano director dentro de los dos meses siguientes a la fecha de su notificación, para que sea conocido y resuelto por la Comisión Nacional del Consumidor. Archívese el expediente en el momento procesal oportuno. NOTIFÍQUESE. EXPEDIENTE. No
Related Search
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks