Miguel Serrano Manu-por-el-hombre-que-vendra

Please download to get full document.

View again

of 193
All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
 10
 
  1. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. PALABRAS GRABADAS EN LA PIEDRA LOKI, un Asen, ha traicionado a Baldur. Baldur ha muerto. Wotan, rompiendo el…
Related documents
Share
Transcript
  • 1. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. PALABRAS GRABADAS EN LA PIEDRA LOKI, un Asen, ha traicionado a Baldur. Baldur ha muerto. Wotan, rompiendo el silencio, llama a Hermod, el Mensajero de los Dioses, y le dice: "Hermod, sube a mi caballo Sleipnir y cabalga hacia el Reino de Muspelheim. Allá encontrarás ahora a Baldur. Pide que nos sea devuelto." Y Hermod monta el caballo de Wotan y cabalga durante nueve noches, las mismas que Wotan debió pender en el Árbol Iggdrasil para recuperar las Runas. Siempre descendiendo va Hermod, el Mensajero de los Dioses, por oscuros caminos hacia el Reino subterráneo de Muspelheim, en la Tierra Interior. Llega hasta sus puertas, donde una sombra le cierra el paso; es Modgund, la Guardadora del Umbral. -"Soy un Asen", dice Hermod, "hermano de Baldur, y vengo a llevarle de regreso a la superficie de la tierra, para que podamos reconstruir la bella Asgard." Modgund le deja pasar y le guía en dirección del Polo Sur, debiendo cruzar por el interior del Polo Norte. Sin dificultad avanza Sleipnir. Y así llega Hermod donde se encuentra Baldur, en una sala amplia, sentado en un sitial alto. A su lado se halla su esposa Nanna. Hermod le habla: "Baldur, óyeme, los Asen piden que tú vuelvas, que regreses para reconstruir Asgard". Pero Baldur no responde. Se escucha, en cambio, una voz profunda que llega desde un lugar invisible: "¡No, Baldur no volverá! Se quedará aquí mientras no lloren por su regreso todos los seres, todos los Asen, mientras no se lamenten con lágrimas de sangre por lo que perdieron..." Baldur hizo una seña a Hermod para que se acercara, y, sin hablar, le entregó el Anillo Draupner, que es el símbolo del Recuerdo de los Días Eternos. Así es como Hermod, el Mensajero de los Dioses, regresó de su peregrinar en busca de Baldur, en la tierra interior, y se puso a viajar por la superficie de la tierra empobrecida, martirizada, exclamando: "¡Llorad, llorad todos la ausencia del hermoso Baldur! ¡Pedid por su retorno entre nosotros ... !". Y lloraron los gigantes en las alturas de los valles, dentro de las montañas de la patria. También los seres invisibles y hasta
  • 2. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. los Vanen en el alto cielo. Muchos de nosotros, aún seguimos llorando... Mas, dentro de una caverna lóbrega, un monstruo mitad animal mitad hombre, tiene sus cuencas secas. "Soy Tock, la oscura", dice, "y soy el Lobo Fenrir. ¿Por qué he de llorar? ¿De qué me sirvió a mí Baldur? El fue el enemigo de todo lo que yo represento..." Era Loki, el traidor, el que tiene mil formas, que se disfraza y se oculta en las turbias aguas del Samsara. Sólo cuando los seres que habitan la superficie contaminada de la tierra hayan derramado todas sus lágrimas, al finalizar el Crepúsculo de los Dioses, sólo entonces será posible que Baldur retorne, montando el Caballo Sleipnir, de Ocho Patas, de Wotan. Las Ocho Divisiones del Tiempo de los Asen, los Ocho Senderos, al finalizar el Kaliyuga; el Caballo Blanco de Kalki, del Ultimo Avatâra. En su mano derecha empuñará la Espada Flamígera. Y vendrá a rescatar de sus prisiones a los héroes que aquí siguieron combatiendo por la restauración de Asgard. Vendrá con su Wildes Heer, su Horda Furiosa, sus Einherier, a derrotar a los traidores y al Enemigo, para siempre. Y retornará la Edad Dorada El Reino de Saturno y Rea Y de un linaje de oro El más preciado El uno poblará y el otro Polo... Porque yo, Hermod, el Mensajero de los Dioses, he guardado el Anillo Draupner, del "Recuerdo de los Días Eternos"... WELTANSCHAUUNG COSMOGONIA La visión del mundo, o Weltanschauung nuestra, es simple y grandiosa: es una Guerra Cósmica. Explicar un hecho simple es dificilísimo, sobre todo cuando se trata de traducirlo al lenguaje de la mente racional. Como siempre aconteciera, son los antiguos los que nos facilitan el camino. Ellos emplean un lenguaje simbólico, poético, de una poesía cósmica, que es captado por otros centros
  • 3. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. del hombre, otros cerebros, o por secciones del cerebro que aún no se desarrollan, o que se han atrofiado por falta de uso. Hay varios cerebros en el hombre, en su cuerpo físico y fuera de él. Mis libros también reactivan estos otros cerebros y deben ser captados más allá de la pura racionalidad. Las mujeres superiores se encuentran especialmente capacitadas para ello, pues, al revés del hombre, piensan con el cerebrum emocional, con el plexus simpático, mayormente; pero esta Weltanschauung, nuestra Cosmogonía, deberá entenderse con el Cerebro del Espíritu, con una Superconciencia, por oposición a una subconciencia colectiva. Un Superconsciente Personalizado. La música también nos sirve. En especial la música de Bach. Ahora bien, cuando el cerebro racional ha podido ser sobrepasado por otro tipo de pensamiento, ya sea porque ha sido, además, puesto al servicio y a disposición de una Deidad, o de un Arquetipo suprapersonal, conectando el yo con la Mónada, se produce la magia de un conocimiento instantáneo, de un pensamiento no pensado, de una memoria no recordada. LA EXPLOSIÓN Es imposible penetrar el Misterio insondable de la primera explosión. Por analogía con la bomba atómica podemos concluir que aquí se encuentra el principio del Mal, de una ciencia y tecnología desviadas. Quien haya producido la explosión en el Universo visible a los ojos de la carne terrestre, lo ha hecho bajo un impulso maligno, aun si ella fuera el resultado del Azar de una Casualidad. En esa Explosión se origina la Creación de los pares opuestos, los átomos, las partículas, los vientos astrales, las químicas, las mecánicas celestes, las leyes, los tiempos, las gravitaciones y los Eternos Retornos de lo Mismo. De esa Explosión vienen las nubes cósmicas, los astros, los soles, las galaxias. Y todo empieza a expandirse, a ampliarse, a desplazarse, en busca de algo así como de un espacio vital de la mecánica; un imperialismo de la materia, del Universo de la luz visible y de sus leyes implacables, una invasión a expensas de lo que parecería ser la Nada, pero que en verdad es Otro Universo, no regido por las leyes mecánicas de la Explosión, sino por otras leyes, o por ninguna, como lo vislumbrara Nietzsche. Llamémoslo, por esto, un Universo del Espíritu. Esto podría parecer gnosticismo y hasta dualismo, si no fuera porque además de esos dos universos existen otros muchísimos, inimaginables, de pura imaginación, como esas partículas de la ciencia quántica, los Mindones (de mind, mente), o como los "números imaginarios". Universos inexistentes, que, sin embargo, existen.
  • 4. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. Por ello, el Hitlerismo Esotérico no es un dualismo maniqueísta, ni siquiera un gnosticismo. Lo hemos dicho en otra parte, es tantrismo, wotanismo, paganismo pluralístico. Para los efectos de esta exposición vamos a circunscribirnos a la Explosión primera y a la extensión de su contagio en un "otro" Universo, apreciado como la Nada. Aunque se haga difícil comprender cómo un Universo material, de leyes precisas, de química esencial, pueda sostenerse en la Nada, a no ser creando eternamente, lo que se contradice con las combinaciones finitas de su mecánica, repitiéndose en un Eterno Retorno de lo Mismo, que así provee -y sólo de este modo- una plataforma de sustento para su existencia real o ilusoria. Sin embargo, y por causa de la entropía gravitacional, se pondría un límite a la expansión, a no ser que el Círculo del Retorno se alimente de esa energía que roba a ese otro Universo, donde es inextinguible, corrompiéndolo con el apetito desenfrenado de su Voluntad de Poder, eternamente renovada por la "acción vampírica" y la esclavización del Tiempo, del Dios Kronos, transformado en un Aion Servidor. El Zervan mitraístico. De este modo el Círculo del Eterno Retorno amplía los bordes de su circunferencia penetrando otro universo, invadiéndolo, alterando su prístina pureza; de un modo corruptor, "imperialista" por así decir, se alimenta de esa pureza, de esa "sangre", para que le permita seguir existiendo y eternizando su energía finita, gracias a esa expansión. El Círculo y la esclavitud se agrandan, repitiéndose. Como una mancha, el Mal extiende su contagio, su horrible invento. Sus espacios y sus tiempos. El imperialismo -no el Imperium- es el comienzo de una decadencia. Kronos, el Tiempo, pareciera moverse en órbita en torno a algo, así como nosotros nos movemos en torno a Kronos-Saturno, lo que hace emitir ondas gravitacionales que desgastan nuestras energías y nos deslizan hacia la muerte. La expansión del Universo visible se cumple en giros tácticos, con una estrategia envolvente, de "bolsones". Por ello, el Eterno Retorno pierde fuerza en cada Ronda, Y, por allí, en algún recodo, aparece el Ragnarök, el Crepúsculo de los Dioses, al final del Kaliyuga, de la Edad del Hierro, la actual. El Viento Solar podría alcanzar la zona del Gran Silencio, del silencio total, donde, al parecer, ninguna vibración llega. Y hasta la luz es succionada por los Hoyos Negros, por el Sol Negro, o "Tubo Astral", por esa Swástika, donde todo se desmorona sobre sí mismo. Todo lo visible y conocido por la mente racional. Es la Implosión, el paso a Otro Universo, a la antimateria, donde se va en dirección opuesta, donde rige otro tiempo.
  • 5. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. Un Tiempo aún no usado, en reserva; un Dios aún no encarnado, no encadenado a la Roca del Mediodía del Eterno Retorno. La Eternidad es Tiempo no usado, Tiempo en reserva, dijo el gran escritor y poeta hitlerista Knut Hamsun. La ciencia mecanicista, "explosionista", cree que el Universo visible tiene algo así como diez mil millones de años, y que acabará también en un plazo prefijado. Los sabios Rishis de la India Védica determinaron los períodos del Eterno Retorno por Kalpas, Manvantaras y Yugas. Círculos dentro de otros círculos. Estamos al final, cuando la corriente se encuentra con las fauces abiertas del Lobo Fenrir, en el Kaliyuga, el Cuarto Período, el de Hierro, siendo los otros tres anteriores el de Bronce, el de Plata y el de Oro, la Edad Dorada, el Paraíso primordial. Nuestra Cosmogonía concibe una Quinta Edad, que viene a ser como el resultado del Juicio del Kaliyuga, la Edad de Plomo, indescriptible por su horror. Y lo cree porque estas son figuras simbólicas de la alquimia tántrica, siendo desde el plomo de donde vuelve a remontar la involución, transmutándolo en oro (de regreso hacia la Edad Dorada, al Satya-Yuga). Es desde el Plomo de donde recomienza la Opera Magna de los Héroes en combate. Desde allí, por medio de la Implo- sión, o sea de la Ciencia Antigravitacional, se hará posible vencer la entropía, el desgaste, y el "cansancio de la materia", remontando las edades a la inversa, hasta alcanzar el Oro Alquímico, el aurum potabile que se bebe y entrega la inmortalidad con el cuerpo de Vajra Roja (Rubedo; las Estrellas Rojas gigantes), antes del final, logrando saltar a Otro Universo. Salirse. Vajra llaman los Rishis arios a esta materia roja, detenida justo en el momento crítico de su expansión ("imperialismo" y desgaste), fijada allí, poco antes del segundo fatal de su decadencia, en una Enana Blanca, para convertirse en una momia del firmamento (que pesa como el plomo), o desintegrarse en una explosión inversa, por desgaste y cansancio, yendo a depositar su materia perdida en el vientre de Algo parecido a un Robot-Golem, que se alimenta de esa destrucción, para así poder recomenzarlo todo en otro Kalpa, en otras Rondas, en el Eterno Retorno. Se ha dicho que el mundo es un pensamiento más que una máquina. Pero es un mal pensamiento. Y más que un sueño, esta Creación es una pesadilla. Un invento fracasado, una monstruosa imitación. Es la corrupción de algo que fue otra cosa.
  • 6. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. EL DEMIURGO Si fuera cierto que todo el Universo visible ha tenido su origen en una sola explosión, "algo" tiene que haber pre-existido a esa explosión, que estaba allí y que explotó. Aunque fuere la Nada. La inexistencia existente de la Nada. Otro Universo no visible a los ojos materiales, otra materia. "En algún punto del Universo, en el espacio-tiempo, existirían otros Universos, otros espacios-tiempos, regidos por diferentes leyes, o por ninguna..." Algo inexistente-existente, anterior a la Explosión y a la Implosión, a la evolución y a la involución, más allá de lo de afuera y lo de adentro; pero que sale hacia otro lado, y explota. Sin embargo, esto únicamente acontece en uno de los infinitos universos que existirían, todos distintos, ninguno igual, tantos como Dioses. ¿Por qué sucedió? ¿Fue puro azar? o ¿Alguien lo indujo? Salirse de la Eternidad, de la Nada, para producir esta mala copia de otro algo, que era invisible, pero inmortal, bello, eterno. Lo que es inmóvil, lo que estaba al otro lado, no debiera poder salirse, ni devenir imperfecto y activo sin la acción de Alguno, que estaba afuera y devino. Sin un punto de apoyo inventado. Una suerte de Robot, de Máquina Cósmica, un Golem, que ha perdido el control y ha intentado crear por su cuenta, "a su imagen y semejanza". Aconteciendo algo así como si sobre una bella pintura de Leonardo se hubiera sobrepuesto una monstruosidad de Picasso. De modo que la existencia de todo el Universo mecánico, de la materia visible, sería una mala copia hecha sobre una hermosa tela original por un plagiador satánico. Un palimpsesto. Y es por ello por lo que en esta Naturaleza, en la que ahora nosotros somos, se intuye la presencia de otro Universo subterráneo, que ha sido aprisionado y torturado. En sus creaturas, sus minerales, sus plantas, en las montañas, los ríos, los mares y hasta en los astros, en toda ella existe una nostalgia de la perfección perdida, de un Paraíso que fue, y que aún está subyacente. Y el que todo esto ha conseguido, el que expolió ese mundo, logrando tal engendro monstruoso y cruel, este asunto sin sentido, este "cuento contado por un idiota"; quien aprisionó a los inmortales, encadenándolos y corrompiéndolos, quien extiende su Imperio y su contagio hacia las moradas de los bienaventurados es un Robot-Demonio. Es el Demiurgo. Una ilusión, un ser sin realidad ontológica; es Maya. Y sólo puede sobrevivir a sus propias leyes mecánicas y a la entropía gravitacional valiéndose del sacrificio de los inmortales, succionándoles sus energías y bebiéndoles su sangre sacra. Se va expandiendo hacia sus Universos paralelos, opuestos, Y así se va
  • 7. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. marchitando la belleza de esa Flor Inexistente; pero más real que todo lo que aquí, a este lado, existe. LA RESPUESTA DE LOS INMORTALES Nuestra Weltanschauung es guerrera. Está enfrentada en una Guerra; porque en los orígenes del Tiempo Alguien declaró una Guerra a los Inmortales para arrebatarles su inmortalidad, destruyendo Asgard, el Walhalla. Fue una Guerra que los inmortales no declararon, les fue impuesta, debiendo reaccionar ante el peligro de ser cubiertos por otra "tela", por un plagio que apagaría sus cielos, sus moradas, sus Huevos primordiales, destruyendo su totalidad. La reacción fue entrar en la Guerra, utilizando las mismas tácticas y estrategias del atacante, penetrando a la vez en el Universo enemigo, revistiéndose de esa materia, invadiéndolo, para llegar a derrotarlo por dentro. Haciendo rehenes en su campo, arriesgándolo todo en la gran Batalla de las Rondas y corriendo el riesgo voluntario de aprisionarse en el Círculo del Eterno Retorno. Existen infinitos mundos, distintos entre sí, pero no ubicados en espacios dimensionales diferentes, sino superpuestos, entrecruzados o paralelos, sin tocarse, sin verse ni sentirse, aunque presintiéndose, intuyéndose. De uno de estos mundos. como una extraña maldición (Maldición Pronunciada), emergerá el Demiurgo. Y se introducirá en el Universo Espiritual, como una enfermedad, como un Virus (Huitralalhue, lo llamaban los araucanos) de efecto explosivo. Abre allí una Ventana, o Herida, por la que entra. Y es esa explosión la que ha propagado una reacción en cadena que alcanza hasta un Huevo Ultra-Cósmico, un Eros Cosmogónico, redondamente cerrado, completo en Sí-Mismo. Y lo rompe, lo divide. He aquí el comienzo del Mal, de la división del Antropos, de Melothesia, del Astro Ulterior, del Vimana, del Ovni, del Hombre-Total. Allí se inicia el plagio del Demiurgo y la corrupción de ese Universo que era puro, bello y perfecto. Su explosión divide, "atomiza". Es de la integridad del Huevo Primordial de donde el Demiurgo ha sacado, por división, sus reinos y sus especies, sus minerales, sus montañas, ríos, mares y aires; sus animales y plantas. La nostalgia en la mirada de esos seres -aún en la "mirada" de los seres inanimados- es la de la totalidad perdida, de un unus mundus que le robaron. La corrupción del mundo prístino se expresa en la involución de su
  • 8. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. sustancia. Al revés, el plagio del Demiurgo sobre la Tela primordial equivale a un intento de un proceso de evolución fracasado, que se estanca en un punto por incapacidad creadora, fijándose sin posibilidad de avance; digamos, en el Hombre de Neanderthal, el gran mono humanoide, involución del Arquetipo del Hombre. El Demiurgo ha copiado la forma humana del Arquetipo cósmico, del Antropos, del Hombre-Total, de un Dios; pero ha sido incapaz de darle un alma. Más aún, ha corrompido al Hombre-Divino, aprisionándolo, transformándolo en un robot biológico, sin llegar a sobrepasarlo. Los animales son las cualidades del Hombre-Total, que se han cristalizado, tomando esas formas visibles en la biosfera. Así, el perro, por ejemplo, es un Dios al revés, que desesperadamente anhela poder ser reintegrado a su Divinidad. Dios es God y perro es Dog; Dios al revés. El mundo original, prístino, Paradesha, no se encuentra en algún confín del Universo visible. Está aquí mismo, debajo, o sobrepuesto. Es cosa de ponerse a raspar la tela para que aparezca la verdadera Creación. Allí se hallará al Dios Sufriente, que posee la misma forma del hombre. Sólo habrá que expulsar a la Víbora, que se ha apoderado de su cuerpo y dominado su mente por hipnosis. Es una posesión que puede llegar a ser irreversible. Por ello los Inmortales han sido obligados a entrar en esta Guerra definitiva, teniendo que encontrar una respuesta a la estrategia diabólica del Enemigo. Y es así como salieron por esa Puerta o Ventana, por esa Herida que la Explosión abriera en el Huevo Primigenio, produciéndose la involución de los Divinos, de los Divyas, los Siddhas, los Asen. Y se perdió Paradesha, la Asgard celeste. Y fue de este modo como los Dioses se mutaron en Héroes. LA PARTICIÓN DEL HUEVO ORIGINAL. ELELLA Y ELLAEL El Mito Órfico nos relata este Misterio. Mas, nuestra cosmogonía lo amplía y perfecciona. La Leyenda Órfica nos dice de la partición del Eros Cosmogónico, de Phanes, de Erikepaios, dividiéndose en hombre y mujer. Y Platón expone el Mito. El
  • 9. Manú, por el hombre que vendrá. Miguel Serrano. Ser Primordial era redondo, total, suficiente en sí; era un andrógino. En verdad, un astro, el Antropos. An es hombre (An-des; An-dalucía) y Tropos es forma. Aun siendo redondo el astro, dentro lleva la forma de un hombre an-drógino. El Arquetipo del Hombre se halla en el átomo simiente del Huevo Cosmogónico, envuelto en ese Círculo, que es un Vimana, un Ovni, el Vehículo que le permite transitar por su propia inmovilidad; Vough, el Motor Inmóvil de Aristóteles, el interior de un Polo, el Eje en torno al cual gira el Astro, fijo en su eternidad. Al dividirse el Eros, bajo la acción cargada de fatalidad
  • Related Search
    Similar documents
    View more
    We Need Your Support
    Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

    Thanks to everyone for your continued support.

    No, Thanks